13.6 C
Ancud
13.6 C
Castro
11.9 C
Quellón
jueves, septiembre 23, 2021

¿Y ahora qué? El rol de los concejales y de los ciudadanos en el siguiente periodo

Debes leer

por Camilo Navarro

Poco más de dos semanas ya han pasado desde el remezón electoral que generaron los convencionales, que deja un gusto dulce a todos los que buscan para Chile una política con menos intermediarios y trabas a la hora de generar diálogo y ser escuchados. Pero este evento fue solo un muy importante, pero aún así pequeño, primer paso que aunque permeó las municipales, no logró la misma victoria.  En castro las dos mayorías (21,88% y 15,46%) se fueron a dos nombres nuevos, uno de los cuales fue el único independiente de la papeleta. Muchos históricos (lo que no es un cumplido) se fueron para la casa y otros como Jorge “Coco” Borquez, representan esa incómoda pero inevitable transición a algo nuevo desde un sistema que se aferra a no morir. Castro tiene su primera concejala en más de 20 años, o hasta donde permiten ver los registros del SERVEL (1992). En general, todo suena alegre y esperanzador, sin embargo, no es para nada tiempo de dormirse en los laureles. Es el momento de exigir a la comuna por la que votamos a los nuevos ediles.

La acción de elegir concejales que siempre ha parecido más trámite que ejercicio cívico tiene una curva de interés que sube durante las campañas hasta llegar a su cima al conocer los resultados para luego desplomarse y pasar al olvido por 4 años cuando se repite. O como se escucha popularmente “estos sinverguenzas aparecen pa’ las elecciones no más y dan un premio para un bingo de vez en cuando”. Por supuesto, hay excepciones a la regla, pero necesitamos que esas excepciones se vuelvan la regla, y hoy la responsabilidad está en los recién electos, y particularmente de los que más se espera, los “nuevitos”. No me enfocaré en los dinosaurios y repetidos en esta oportunidad, de ellos ya se ha dicho suficiente.

Es imperativo establecer que los nuevos e independientes electos no salieron por su mérito, sino por lo que colectivamente representan, el rechazo a la institución política y la energía gestada desde el estallido social. Y cómo tal, deben estar en el centro del huracán formado por la ciudadanía al asumir el 28 de Junio, haciendo lo que se espera de ellos como “vanguardia” política. Ahora, queda la pregunta ¿qué es lo que deberíamos esperar de ellos? claramente los detalles y específicos dependerán de quien lea, pero si podríamos establecer expectativas y lineamientos generales que no se queden en los intereses de las organizaciones, partidos y movimientos que los ediles representen.

Si una democracia directa es lo que se busca, será deber de los concejales crear los canales de comunicación, información y educación necesarios para que todos seamos partícipes de lo que ocurre dentro de la municipalidad. Desde que cosas se están votando, conversaciones de presupuestos, y prioridades de la comuna, hasta la asistencia y posiciones que toman cada uno de los representantes. Esto aplica también para consultas ciudadanas directas y más frecuentes. Y bueno, en un mundo ideal, formas de interpelar o al menos tener interacción con la municipalidad, que hasta ahora se reduce a comentarios de Facebook.

Alguien podría decir que esos datos e información ya están disponibles para el que sabe dónde buscar, y estaría en lo correcto. Sin embargo, como los términos y condiciones de tu aplicación móvil favorita, lo importante pareciera estar deliberadamente oculto para que la gente “común” no se cuestione nada. Estos canales de comunicación e información deben integrar y estar disponibles para todos los ciudadanos y no solo para el 42% que fue a votar (37% en castro) ya que una de las razones del absentismo electoral es la asimetría de información (y bueno, otras que dan para discutir en otra ocasión). No hay idea de quién, qué, cuándo y por qué.

Las herramientas digitales permiten hacer toda esta interacción de manera simple. Establecer sitios web y aplicaciones donde esta participación ciudadana tenga lugar es seguir el flujo natural de lo que ocurre en redes sociales. Por supuesto, la digitalización de Chile en especial en sectores rurales más el analfabetismo digital presentarán un desafío. Esto implica el trabajo con medios de comunicación y difusión tradicional para no dejar a nadie afuera.

Evidentemente esto requerirá trabajo de todos, pero el primer paso ya fue tomado por los electores al votar por la “nueva política”, ahora es turno de ustedes concejales y alcaldes. No se olviden de que son los representantes del pueblo y no de sus movimientos ni asociaciones. Estaremos mirando de cerca y tratando de hacer democracia como siempre debió ser, con la ciudadanía arriba y ustedes trabajando para ella, no al revés, que chile ya no se vuelve a dormir.

Camilo Navarro

Mas articulos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas publicaciones

Abrir chat