Compartir :

El PomPón (Sphagnum) es un musgo característico del bosque de Chiloé, vital para la conservación y preservación del agua dulce en la Isla Grande. Dentro de sus propiedades, destaca la de poseer una estructura de células que no se rompen cuando se secan y actúan como esponja, siendo capaz de retener hasta 20 veces su peso en agua, transformándolo en un recurso muy valorado por el mercado. Su extracción, y débil fiscalización, ha puesto en riesgo el equilibrio de los ecosistemas en donde se sitúa.

Astrid Gudenschwager (33) bióloga de la Universidad de Concepción ha generado un proceso de investigación molecular de las propiedades del pompón, descubriendo que puede contribuir a combatir el cáncer de mamá. A su vez, hizo una crítica respecto al cómo es trabajado: “su uso debe apuntar a una forma sustentable y los recursos están disponibles. Falta información y capacitación para que no siga ocurriendo lo que pasa hoy en día, el agotamiento del recurso natural”.

Astrid Gudenschwager (33) es bióloga y candidata a doctor en Ciencias y Tecnologías Analíticas de la Universidad de Concepción (UdeC). Ha estudiado por años las propiedades del musgo pompón a través de extractos potenciados, generando de esta manera, una alternativa natural para enfrentar la enfermedad más letal entre las mujeres en edad reproductiva: el cáncer de mama. Su investigación logró descubrir algo que nadie sabía: a nivel molecular los componentes del musgo frenan la liberación de estrógeno. Esta función biomédica podría complementar los tradicionales tratamientos farmacológicos, radio y quimioterapia inherentes al cáncer mamario.

 

El problema: “Débil fiscalización”

Astrid, además de aportar a la desde la vereda científica al desarrollo de nuevas propiedades del musgo pompón, hizo una crítica social respecto a su uso dentro del mercado. Comenzó por referirse a la normativa existente respecto al uso y manejo del recurso hídrico, enfatizando sobre la poca fiscalización que existe en el tema. La investigadora indicó que si bien, existe el decreto número 25 (2018), que dispone medidas para la protección de este musgo, y a su vez, también está el ‘Manual de ‘Buenas Prácticas’ (2014) , que se enfoca en hacer del pompón un recursos sostenible y asegurar su buen manejo, la bióloga consideró que sin embargo “existen errores fundamentales en el proceso, como la poca fiscalización en el cumplimiento de la ley, y la poca culturización desde las autoridades con las personas que viven y trabajan del recurso.

 

A su vez, fue enfática en afirmar que las autoridades fiscalizadoras deberían encargarse de educar, concientizar y capacitar teórica y técnicamente, para así entregar los recursos necesarios a los cultivadores y recolectores del pompón, apuntando a lograr la sustentabilidad tanto en el ámbito social, ambiental y económico.

 

¿Cómo debería manejarse el proceso de comercialización por parte del mercado?

Astrid indicó que las empresas privadas no podrían comprar pompón que no viniera de predios categorizados por el Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA) y certificados con un plan de manejo desarrollado por el mismo centro de investigación. “Cuando tu compras un pompón, este musgo debe tener ésta certificación. Es una manera de asegurarse que se está comprando un musgo extraído de un pomponal que sigue un plan de manejo”, aseguró.

“La única forma de poder regular es teniendo más fiscalización. Otra forma de mejorar la sustentabilidad del recurso, es explorar con otros métodos de autocultivo, como en otros países en donde se han desarrollado formas de cultivo internas, para no intervenir en el hábitat natural y así no extraer las turberas que son los suelos más importantes para que pueda crecer el pompón”.

La candidata a doctora afirmó que es importante que la gente se acerque el INIA de cada región, se capacite y pueda sacarle un valor agregado a sus terrenos “de esta manera poder otorgarle un manejo sustentable y sostenible, sin necesariamente generar un impacto ambiental, ya sea negocio de exportación o el que surja el día de mañana”.